Saltar al contenido
Autoclave

AUTOCLAVE

El autoclave es el instrumento más utilizado para la desinfección en laboratorios, clínicas dentales y en general en todas las especialidades médicas. La facilidad de su manejo, lo han convertido en el método más eficaz y usado por lo profesionales de la medicina.

¿Qué es una autoclave?

Podríamos decir que una autoclave es una especie de herramienta esterilizadora. El recipiente de esta máquina puede ser de varias formas distintas: puede parecerse a una olla de cocinar (siendo más o menos alargada y estrecha), pero la forma más común suele ser de pequeño tamaño rectangular, muy parecido al de un microondas o una pequeña lavadora.

que es un autoclave

El material de dicho recipiente suele ser el metal, cuyas paredes son muy fuertes y resistentes para aguantar toda la presión generada en su interior en el proceso de esterilización. De la misma forma, este material debe también aguantar las altas temperaturas (hasta 120 grados) a las que trabaja la herramienta.

El fin de la autoclave es llevar a cabo una cocción o esterilización de lo que se introduce en su interior. Más adelante veremos los usos más comunes que se le dan a este tipo de herramienta, pero para hacernos una idea podemos decir que suele utilizarse en laboratorios en los que es imprescindible que las herramientas desinfectadas e higienizadas.

¿Cómo funciona una autoclave?

Ahora que ya sabemos qué es esta herramienta, podría surgirnos la pregunta del cómo, es decir, ¿cómo se lleva a cabo todo este proceso de esterilización?

como funciona un autoclave

Como ya hemos dicho, la autoclave realiza su función gracias al vapor de agua, pero todavía no nos ha quedado claro cuál es la manera en la que se trata este vapor que se concentra dentro de la máquina.

La autoclave está especialmente pensada para permitir el acceso y generación de vapor de agua al interior de la máquina. Una vez se “llenan los pulmones” de este artefacto con dicho vapor, lo que hace la autoclave es restringir la salida o la vía de escape a dicho vaho. Es decir, se trata de un mecanismo que permite la entrada pero no la salida del vapor.

En este proceso ocurre lo siguiente: cada vez se va acumulando más y más vapor dentro de las paredes de la autoclave haciendo que se vaya generando una gran presión en el interior. Por poner un ejemplo práctico, ocurre algo parecido cuando soplamos fuertemente dentro de una pequeña botella de agua: el recipiente se tensa y extiende, y si intentamos seguir introduciendo aire sin dejar que éste salga, podremos comprobar cómo se va generando una gran presión del aire de dentro hacia las paredes de la botella e incluso en nuestra boca.

esterilizar con autoclave

Esta presión interna equivale a 103 kPa (kilo-pascal) por encima de la presión de la atmósfera, El pascal es una unidad de medida de la presión; el kilo-pascal equivale a 1000 pascales, y, para que los que no somos expertos en la materia podamos entenderlo, podríamos decir que es una manera de medir la resistencia de las estructuras.

¿Qué supone todo esto? Dicha presión hace que el vapor acumulado se caliente hasta finalmente alcanzar una temperatura de unos 120 grados Celsius. El calor quema a los microorganismos lentamente, mediante la oxidación de sus células.

Esto hace que se eliminen patógenos, es decir, los organismos que si generan patologías (enfermedades) podrían ocasionar trastornos en nuestro organismo.

¿Para qué se utiliza una autoclave?

Como ya hemos dicho, el calor generado por la presión hace que células y organismos sean eliminados, pero ¿qué beneficios tiene esto?

El proceso llevado a cabo mediante las altas temperaturas y la presión generada por el vapor hace que los materiales introducidos dentro de la autoclave se esterilicen. Esto es una medida higiénica imprescindible en lugares relacionados con la investigación, la curación y el uso médico en general.

Las herramientas que se utilizan en estos ámbitos se pueden contaminar muy fácilmente, por ello, en instrumentos como la investigación podría echarse a perder una prueba o un ensayo clínico. Esto es porque al entrar una partícula ajena al estudio podría falsear o dañar los resultados, echando a perder todo el proceso anterior.

Por otra parte, en tratamientos tan delicados como las operaciones, que el material que utilizamos no haya sido correctamente esterilizado y por lo tanto pueda contener gérmenes o bacterias de otro paciente podría ser causante de graves infecciones.

material desinfectado con autoclave.

Estos instrumentos se utilizan también en hospitales, en los que las autoclaves suelen ser de un tamaño más grande, los cuales son también conocidos como autoclaves horizontales. Estos aparatos suelen estar en zonas especializadas para mantener la higiene y que se pueda llevar adelante correctamente la esterilización.

En lugares como los hospitales este tipo de maquinaria suele ser utilizada para la esterilización o higienización del material de desecho, así como lo sería, por ejemplo, la residuo patógeno de los centros hospitalarios. Esta basura o restos, además de carecer de utilidad alguna, pueden ser también peligrosos por estar contaminados con enfermedades infecciosas, por lo tanto, es muy importante esterilizar dicho material para evitar complicaciones.

Clases de Autoclave

Lo primero que deberías saber es que hay muchos modelos de autoclave, dependiendo para el uso que necesites, para consultas dentales existes tres tipos:

  • Tipo N: Suelen ser lo más pequeños y los más utilizados para esterilizar pequeños instrumentos de cirugía y materiales simples.
  • Tipo B: También con dimensiones pequeñas al igual que los del tipo N, pero con mejores prestaciones, casi iguales que los autoclaves que utilizan los hospitales, a diferencia de los del tipo N, estos si pueden esterilizar materiales embolsados, textiles y materiales porosos.
  • Tipo S: Estos autoclaves los podemos catalogar en todos los demás que no corresponden al tipo N y B, en estos lo que más influye es el fabricante, cada uno determina sus especificaciones y prestaciones.

Cada profesional valorará las cualidades y defectos de cada autoclave y decidirá en función del uso que necesite, sea cual sea tu elección, sin lugar a dudas estos instrumentos de laboratorio son los mejores para asegurar a tus pacientes una correcta desinfección y seguridad.

 

Autoclave para usos industriales

Estos modelos son para usos de laboratorios y grandes hospitales, que requieren un autoclave con unas prestaciones superiores a la media, pues el volumen de trabajo es muy alto, son muchos más complejos que los autoclaves utilizados en las consultas, próximamente realizaremos un artículo especifico para tratar estos grandes autoclaves.

autoclave para uso industrial